CBD y cannabis como tratamiento contra el parkinson

Resultados de estudios del CBD sobre parkinson

ESTUDIO: Cannabis fumado produce mejoras en los síntomas del Parkinson en los pacientes, sin efectos adversos significativos (2014).

RESULTADO: FAVORABLE

Itay Lotán, MD, médico del departamento de neurología en el Centro Médico Rabin en Israel, et al., declaró lo siguiente en 2014 en un estudio titulado ” Tratamiento con cannabis (Marihuana Medicinal) para los síntomas motores y no motores de la enfermedad de Parkinson: Un estudio de observación”, publicado en Clinical Neuropharmacology:

Métodos: Veintidós pacientes con EP [enfermedad de Parkinson] que asistían a la clínica de trastornos motores de un centro médico terciario en 2011 a 2012, fueron evaluados al inicio del estudio y 30 minutos después de fumar cannabis utilizando la Unified Parkinson Disease Rating Escala, escala visual analógica, escala presente de intensidad del dolor, Short Form McGill Pain Questionnaire, así como la Encuesta Nacional sobre cannabis medicinal del Centro de Investigación de Drogas y alcohol.

Resultados: la media (SD) puntuación total en Unified Parkinson Disease Rating escale mejoró significativamente de 33,1 ( 13.8) al inicio del estudio a 23,2 (10,5), después del consumo de cannabis (t = 5,9;. P <0,001). El análisis de los síntomas motores específicos reveló una mejora significativa después del tratamiento en temblor (P <0,001), rigidez (p = 0,004) y bradicinesia (P <0,001). Conclusiones: hubo una mejora significativa en las puntuaciones de sueño y el dolor. No se observaron efectos adversos significativos. El estudio sugiere que el cannabis podría tener un lugar en el arsenal terapéutico de la EP. Se necesitan estudios controlados más largos para verificar los resultados”.

Mar.-abr 2014 -. Itay Lotán, MD

ESTUDIO: Cannabis administrado por vía oral, no produjo una mejora en las discinesias o parkinsonismo (2004).

RESULTADO: NO CLARAMENTE FAVORABLE NI DESFAVORABLE.

Camille B. Carroll, PhD, Investigadora clínica en el Colegio Península de Medicina y Odontología, et al, escribió en un artículo de 2004 titulado “Cannabis para la disquinesia en la enfermedad de Parkinson: Un estudio aleatorizado doble ciego cruzado” en la revista Neurology. Diecisiete pacientes completaron el RCT. El cannabis fue bien tolerado, y no tenía ninguna acción pro o anti parkinsoniana. No hubo evidencia de un efecto del tratamiento sobre la disquinesia inducida por levodopa, según la evaluación de la UPDRS, o cualquiera de las medidas de resultado secundarias.

CONCLUSIONES: extracto de cannabis administro por vía oral no dio lugar a una mejora objetiva o subjetiva en las discinesias o parkinsonismo”.

Octubre 2004 – Camille B. Carroll, PhD

ESTUDIO: Pacientes con Parkinson informan de una mejora, a los tres meses de iniciar el consumo de cannabis (2014)

RESULTADO: FAVORABLE

Katerina Venderová, PhD, profesora asistente en la Universidad del Pacífico y ex investigadora del Centro de Trastornos del Movimiento del Departamento de Neurología de la Universidad Charles en Praga, República Checa, et al., escribió en 2004 en un artículo “Uso de Cannabis en la enfermedad de Parkinson”, publicado en la revista Movement Disorders:“Un cuestionario anónimo enviado a todos los pacientes que acudieron al Centro de Trastornos del Movimiento de Praga reveló que el 25% de los 339 encuestados, había tomado cannabis y el 45,9% de éstos describe algún tipo de beneficio.

El inicio tardío de la acción del cannabis es digno de mención. Debido a que la mayoría de los pacientes informaron de que la mejora se produjo aproximadamente dos meses después del inicio del uso del cannabis, es muy poco probable que pudiera atribuirse a una reacción de placebo”.

Septiembre 2004 – Katerina Venderová, PhD